7 mayo, 2021

Colabora México con organismos europeos en protección a la capa de Ozono

REDACCIÓN
THE BAJA POST
IMAGEN: https://pixabay.com/es/users/geralt-9301/

Desde 2017, en México a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), opera el proyecto SPODS (por sus siglas en inglés), o también llamado “Una eliminación sostenible y respetuosa con el clima de las sustancias agotadoras de la capa de ozono”.

Este proyecto tiene la encomienda de impulsar actividades, estudios y programas, que apoyen al cumplimiento de compromisos con el Protocolo de Montreal, relacionados con la eliminación de las sustancias agotadoras de la capa de ozono (SAO) y, de manera simultánea, con la eliminación gradual de los hidrofluorocarbonos (HFC), utilizados en los sectores de la refrigeración y aire acondicionado (RAC) que inciden en el calentamiento de la Tierra.

El proyecto tiene como propósitos principales apoyar a México y a otros seis países de la región, en la eliminación de las SAO y la reducción progresiva de los HFC, con soluciones respetuosas con el clima y tecnologías avanzadas. Además, busca desarrollar las capacidades del país, mediante la capacitación y transferencia de conocimientos.

Actualmente, la mayoría de los aparatos de refrigeración y aire acondicionado (RAC) utilizan gases fluorados (HCFC o HFC) como refrigerantes, los cuales se liberan al ambiente durante el funcionamiento, mantenimiento y disposición final de los equipos, causando emisiones sustanciales con un alto impacto en la capa de ozono y el clima.

Factores como el crecimiento de la población, los cambios en los estilos de vida y el aumento de la temperatura en el ambiente, provocan mayor demanda de los equipos de refrigeración tanto en países en vías de desarrollo como en las economías emergentes y con ello, un crecimiento acelerado en los subsectores del sector RAC.

Con la implementación de la Enmienda de Kigali al Protocolo de Montreal, se pretende disminuir el consumo de los hidrofluorocarbonos (HFC) potentes gases de efecto invernadero (GEI), lo que podría reducir la temperatura global del planeta en hasta 0.5°C para el año 2100 y al mismo tiempo, aportar a las reducciones totales de GEI entre el 6 y 10% para el año 2050.

Las acciones de mitigación relevantes incluyen medidas de control y la sustitución de los HFC por alternativas más rentables y respetuosas con el medio ambiente, como los refrigerantes naturales.

Los instrumentos de política pública para promover soluciones más sostenibles en el sector RAC han demostrado eficacia y, como resultado, ya se han establecido sistemas respetuosos con el clima que combinan la eficiencia energética y el uso de los refrigerantes naturales o agentes espumantes en una gama amplia de aplicaciones.

SPODS opera en siete países de América Latina y el Caribe, entre ellos México, y está financiado por la Unión Europea y el Ministerio Federal Alemán de Cooperación Económica y Desarrollo (BMZ por sus siglas en alemán). Es implementado por la Cooperación Alemana al Desarrollo Sustentable, la GIZ GmbH (Deutsche Gesellschaft für Internationale Zusammenarbeit), la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI) y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

Además, promueve sinergias de colaboración entre el Protocolo de Montreal y la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático (UNFCCC por sus siglas en inglés).

Entre las actividades planteadas para México, se tiene contemplado:

1.      Realizar un diagnóstico nacional para la reducción de emisiones de HFC.

2.      Evaluar la infraestructura necesaria para el suministro nacional de refrigerantes de bajo potencial de calentamiento global (PCG).

3.      Integrar una estrategia para el manejo adecuado de SAO, HFC y equipos RAC al final de la vida útil.

4.      Proporcionar capacitación técnica sobre el uso seguro de refrigerantes naturales, el funcionamiento y mantenimiento de la tecnología de refrigeración; así como cursos sobre modelos financieros de los proyectos de reconversión. Además, se busca identificar proyectos piloto a nivel nacional, para promover la reconversión a refrigerantes de bajo PCG, y buscar su realización utilizando productos y experiencia local.

SPODS estará vigente hasta marzo del 2021, y se presentarán los resultados del proyecto en el país con los sectores involucrados en la región latinoamericana y del Caribe, la Unión Europea y las partes del Protocolo de Montreal.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: