25 octubre, 2021

Reclamo de padres de niños con cancer es «narrativa golpista de la derecha internacional»: Lopez Gatell

REDACCIÓN
THE BAJA POST

La escasez de medicamentos para niños enfermos de cáncer, se ha convertido en un tema política por la torpeza en las declaraciones del subsecretario de Salud, Hugo López Gatell, quien asegura que los reclamos de padres de familia que protestan contra este problema porque ven a sus hijos cada vez más enfermos, es simplemente otra estrategia de los enemigos del régimen de la 4T, fraguados por “la derecha internacional”.

Por mucho tiempo, los padres y madres de niños que se han quedado sin tratamiento para el cáncer han protestado en las afueras del Palacio Nacional, sede gubernamental, y en el aeropuerto de la CdMx, la respuesta del Presidente López Obrador es que no les faltarán las medicinas, sin embargo, ellos afirman que la realidad es muy diferente.

López-Gatell dijo que percibe esta protesta “como parte de una campaña más allá del país de los grupos de derecha internacionales que están buscando crear esta ola de simpatía en la ciudadanía mexicana ya con una visión casi golpista», tal vez lo mejor sería que demostrara con hechos e imágenes de una manera fehaciente, que es verdad lo que él afirma.

«Este tipo de generación de narrativas de golpe a veces se ha conectado en la historia de Latinoamérica con golpe, golpe, golpe de estado», afirmó el funcionario, detonando una fuerte polémica en redes sociales, medios de comunicación, y el repudio de políticos opositores.

La abogada Andrea Rocha, que representa a más de 200 progenitores de niños afectados, calificó de «lamentable» la postura de López Gatell. «Ya tenemos prácticamente tres años con esta situación y no nos pueden cumplir con el abasto de medicamentos», dijo el lunes a Reuters.

Según Rocha, la semana pasada el Gobierno prometió a los afectados que ya iban a contar con sus medicinas, pero no ha sido así. «Los papas mencionaron que querían ver esos medicamentos y como todavía no han llegado a México, porque no los han comprado, por eso ahora tratan de desacreditarnos», agregó.

López-Gatell insinuó que detrás de las protestas hay compañías que antes controlaban el negocio local de medicamentos, de 100,000 millones de pesos anuales, molestas porque el Gobierno firmó en 2020 un convenio con la ONU para adquirir los productos más baratos en el mercado internacional.

Rocha recordó que una veintena de sus representados ganaron recientemente un juicio de amparo en el que las autoridades no pudieron probar que los menores estaban recibiendo quimioterapia y otros tratamientos, como sostiene el Gobierno, y anunció que prevén realizar una marcha a nivel nacional dentro de un mes.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: