26 noviembre, 2020

La lucha por el poder en MORENA de Baja California, el ansia de participar con triunfo seguro en las elecciones 2021

ALFREDO AZCARATE VARELA
THE BAJA POST/EDITOR

Ante el manoteo y conflicto en MORENA con motivo del relevo en sus dirigencias, nacional y estatal en Baja California, queda de manifiesto la calidad de convenencieros y oportunistas de los partidos políticos, a tal grado que, en el estado, después del domingo, hay dos dirigencias estatales, resultado del botín político que este partido representa para la mayoría de ellos.

En una esquina César Castro Ponce y en la otra Ismael Burgueño, las versiones son encontradas y mientras Castro Ponce afirma que él es el Presidente de MORENA en Baja California, Burgueño y otros morenistas afirman que él sigue siendo el Presidente de MORENA en Baja California, al parecer la lucha por el poder en el Movimiento de Regeneración Nacional está tomando la fuerza de atracción de una “rebatinga”, porque todos creen ver un triunfo seguro si son candidatos del partido guinda.

La manzana de la discordia, el partido en el que la mayoría quiere estar, eso y más es MORENA, que luego de las elecciones de 2018 donde este parido ganara por avalancha, la presidencia y mayoría en cámara de diputados y senadores, se convirtiera (de la noche a la mañana) en el lugar donde todos los políticos quieren estar, con algunas excepciones como quienes aún tienen fe en la recuperación del PAN o del PRI y los sabios “opositores” como Movimiento Ciudadano y Partido por Baja California.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: